Cabina Dell PowerVault MD3000i

Vamos a ver como se instala y configura una Cabina de discos Dell PowerVault MD3000i.

Antes de instalar nada, hay que tener clara la estructura de red, direcciones IP y demás que vamos a asignar a los diferentes dispositivos.

Esta cabina dispone de dos módulos de conexión para proporcionar redundancia. Cada modulo tiene 2 puertos iSCSI y uno de gestión (Ethernet). Por lo tanto, habrá que asignar tres direcciones IP por cada módulo.

En mi caso, he decidido usar las siguientes direcciones IP:

Modulo 1
Puerto ethernet de gestión: 192.168.2.250 255.255.255.0
Puerto iSCSI 0: 10.0.0.2 255.0.0.0
Puerto iSCSI 1: 10.0.0.3 255.0.0.0

Modulo 2
Puerto ethernet de gestión: 192.168.2.249 255.255.255.0
Puerto iSCSI 0: 10.0.0.4 255.0.0.0
Puerto iSCSI 1: 10.0.0.5 255.0.0.0

Ahora vamos a asignar las direcciones IP a las tarjetas de nuestro servidor. Lo ideal sería disponer de 4 tarjetas de red en cada servidor que queramos conectar a la cabina de discos. De este modo, tendríamos una redundancia completa. Las tarjetas de red se van a conectar del siguiente modo:

Tarjeta de red 1: Red interna de la Empresa (La misma que los puertos ethernet de gestión de la cabina)
Tarjeta de red 2: Red interna de la Empresa (La misma que los puertos ethernet de gestión de la cabina) pero a un switch diferente de donde esté la tarjeta de red 1.
Tarjeta de red 3 (iSCSI): Puerto 0 del módulo 1 de la cabina
Tarjeta de red 4 (iSCSI): Puerto 0 del módulo 2 de la cabina

Las direcciones IP que le vamos a asignar van a ser las siguientes:
Tarjeta de red 1: 192.168.2.5 255.255.255.0
Tarjeta de red 2: 192.168.2.4 255.255.255.0
Tarjeta de red 3: 10.0.0.6 255.0.0.0
Tarjeta de red 4: 10.0.0.7 255.0.0.0

Si observamos, todo el tráfico iSCSI está una red diferente a la red local de la Empresa. Esto es una buena práctica.

Una vez esté todo conectado, vamos a comenzar a configurar la cabina. Para ello, la cabina dispone de un software de gestión que debemos instalar en un ordenador con un sistema operativo de Microsoft (Preferiblemente el servidor al que estará conectada la cabina). El programa se llama Modular Disk Storage Management Client. Aquí tenemos un manual de como se usa dicho programa.

Durante la instalación del mismo, nos pedirá que actualicemos dos componentes de Windows (Si no lo tenemos actualizados). Si no lo tenemos, hacemos click y lo instalará de manera automática. También nos pedirá que instalemos el Microsoft iSCSI Initiator. Yo recomiendo instalar la última versión directamente de Microsoft, ya que es una versión más moderno que el que nos proporciona Dell.

Nota: Al instalar el Microsoft iSCSI Inititator, es muy importante marcar la casilla para que instale el multipath. Si no, podríamos tener problemas en la configuración del acceso a la cabina.

Este programa nos permitirá, posteriormente, conectar el sistema operativo de Microsoft con la cabina de almacenamiento.

Una vez hecho todo lo anterior, se instalará el programa de gestión de la cabina de discos.

Este es el programa de gestión de la cabina de discos

Y este el Microsoft iSCSI Inititator

Vamos a ejecutar el programa:

Cuando se abra, le damos a Añadir Matriz y le decimos que la busque en modo automático.

Cuando el programa encuentre la matriz, la añadirá de modo automático y nos aparecerá la venta con el asistente que nos ayudará en la configuración inicial:

Los primeros pasos son sencillos y solo se trata de rellenar los datos que nos vaya pidiendo. Vamos a salta directamente a la parte de la configuración de los puertos iSCSI.

En la siguiente ventana se configurarán los 4 puertos iSCSI de los que disponemos en la cabina (Recuerdo que era 2 por cada módulo). Simplemente introduciremos los datos de las direcciones IP que habíamos anotado con anterioridad (No es necesario poner una puerta de enlace)

Luego, vamos a hacer lo mismo pero con los puertos ethernet de gestión, estableciéndole las direcciones IP que también habíamos anotado con anterioridad.

Una vez que hemos configurado la conectividad de la cabina, vamos a proceder a configurar los discos.

Aquí, una vez más, tenemos que tomar una decisión antes de ponernos manos a la obra. En este caso se trata de que tipo de RAID vamos a elegir para nuestra cabina. En mi caso, dispongo de 6 discos SAS a 15.000 R.P.M.

En principio podríamos optar por dos estrategias: Una RAID 6 o una RAID 5 más un disco de reserva. Para el que no sepa lo que es una RAID, puede leerse esto.

En ambos casos, perderíamos dos discos de los seis que disponemos, por lo que el tamaño disponible no era un factor importante a la hora de tomar una decisión.

Al final, me decidí por una RAID 5 más un disco de reserva, por la velocidad de la propia RAID y porque además uno de los discos estaría sin usar, permaneciendo en mejor estado para un posible uso. Una vez decidido lo que vamos a hacer, podemos continuar.

Nos vamos al paso 7 de nuestro asistente y hacemos click en configuración manual/configurar discos físicos de reserva activa.

Hacemos click en asignar y elegimos el número de discos que queremos dejar en reserva. En mi caso, solo dejaré uno.

Ahora, nos vamos a la pestaña Configuración y hacemos click en Crear grupos de discos y discos virtuales. En este asistente, solo deberemos introducir la información de la RAID que hemos decido usar, así como el número de discos virtuales de los que queremos disponer. En mi caso, todo el espacio disponible lo he asignado a un único disco virtual.

Una vez configurada la RAID y creado el disco virtual, lo único que nos queda por crear son los servidores que tendrán acceso a estos discos virtuales.

Para ello, primero hay que dar de “alta” al servidor. En principio vamos a crear un grupo de servidores al que posteriormente iremos añadiendo todos las máquinas que tendrán acceso al disco virtual. Nos vamos a Configuración–> Crear grupo de sist. principal y seguimos el asistente.

Ahora vamos a dar de alta los servidores y a añadirlos al grupo que hemos creado anteriormente. Nos vamos a configuración–>Configurar acceso al sistema principal. Añadimos uno nuevo y lo damos de alta. Nos pedirá el nombre de iniciador iSCSI y su etiqueta. Para saber el nombre, abrimos el programa Microsoft iSCSI Inititator y lo copiamos de ahí. Luego, lo pegamos en la casilla correspondiente. En la etiqueta podemos poner o que queramos, puesto que solo tiene funciones indicativas.

En la siguiente ventana le ponemos nombre al host y le decimos que tipo de Sistema Operativo tiene.

Para terminar, le decimos que este sistema va a compartir el disco con otros servidores (Si este es nuestro caso) y lo añadimos al grupo que hemos creado anteriormente. NOTA: Aconsejo hacerlo siempre de este modo aunque en principio solo tengamos un servidor. También funcionará y si en un futuro tenemos otro diferente, solo tendremos que añadirlo al grupo que creamos antes.

El último paso, es asignar el disco virtual al grupo de servidores que hemos creado. Nos vamos al menú configuración–>Crear asignaciones del sist. principal al disco virtual.

Seleccionamos nuestro grupo de hosts y le damos a siguiente. Simplemente tendremos que seguir el asistente.

Una vez hecho todo lo anterior y si todo ha ido bien. La pantalla principal del programa debería tener un aspecto parecido a este.

Ya hemos terminado de configurar la cabina de discos. Ahora hay que enlazar los servidores con el disco virtual que hemos creado. Abrimos el Micosoft iSCSI Initiator y le damos a “Add target portal”. Aquí hay que tener en cuenta los datos que introducimos (Ojo, si nos equivocamos no pasará nada, simplemente que el Sistema Operativo no conectará con el disco virtual). No estaría de más tener un papel con todas las IP´s que asignamos al principio y como conectamos los cables.

En el campo IP, pondremos la IP que le asignamos al puerto iSCSI número 0 del módulo 1. Le damos a avanzado. En la primera casilla siempre hay que poner Microsoft iSCSI Initiator y en el siguiente campo, la IP de la tarjeta de red que está conectada directamente al puerto 0 del módulo 1.

Repetimos los pasos anteriores para añadir el otro puerto iSCSI (Puerto 0 del módulo 2) y la tarjeta de red que está conectada directamente a este puerto. Al final debería de queda algo así.

De manera automática, nos debería de aparecer en el Microsoft iSCSI Initiator la conexión al disco virtual y todo debería de funcionar. Bueno, todo, menos la redundancia en caso de caida de la tarjeta de red del servidor que está conectada al puerto 0 del módulo 1. Para configurar esta redundancia y que si esta tarjeta (O el módulo 1 de la cabina) cae, todo siga funcionando, nos queda un último paso.

Vamos a crear una segunda conexión usando la tarjeta de red que está conectada al puerto 0 del módulo 2. Pinchamos en Log on, marcamos las casillas tal y como están en la imagen (Muy importante activar el multipath) y le damos a avanzado. En el primer campo ponemos la IP de la tarjeta de red del servidor y en el segundo campo, la IP del puerto 0 del módulo 2 de la cabina.

Si le damos a las propiedades del Target, veremos que tendremos dos conexiones y que las dos tendrán el estado de “Conectadas”

Si todo ha salido bien, ya debería de estar todo funcionando. Nos iríamos al administrador de discos y nos debería de aparecer el disco virtual con el tamaño que le asignamos. Solo tendríamos que “formatearlo” y asignarle una letra para poder comenzar a introducir información.

NOTAS IMPORTANTES:

  • Cuando configuramos las IP´s a los dispositivos de la cabina de discos, el programa de configuración parece dejar de responder. Hay que dejarlo que termine, aunque tarde mucho tiempo. Si no, tendríamos que entrar a la configuración de la cabina vía cable de consola.
  • Cada vez que cambiemos la IP a los dispositivos de la cabina (A lo mejor hay que hacer varios intentos para cambiar la misma IP), hay que eliminar la matriz del programa de configuración y volverla a añadir de modo automático. Este proceso es seguro y no se pierde la configuración de nada de lo hecho en la cabina.
  • Cuando instalamos el Microsoft iSCSI Inititator, este nos asigna un nombre. Es mejor dejarlo como está y no intentar cambiarlo, porque podríamos tener problemas al conectar con la cabina.
  • Al probar lo de la redundancia, hay que tener en cuenta que tarda un poco en hacerse efectiva, ya que la cabina tiene que “trasladar” el disco virtual de un módulo a otro.

Por si hacen falta, las IP´s que trae asignada los dispositivos de la cabina por defecto son las siguientes:

  1. Puerto de gestión del módulo 1 –> 192.168.128.101 255.255.255.0
  2. Puerto de gestión del módulo 2 –> 192.168.128.102 255.255.255.0
  3. Puerto iSCSI 0 del módulo 1 –> 192.168.130.101 255.255.255.0
  4. Puerto iSCSI 1 del módulo 1 –> 192.168.131.101 255.255.255.0
  5. Puerto iSCSI 0 del módulo 2 –> 192.168.130.102 255.255.255.0
  6. Puerto iSCSI 1 del módulo 2 –> 192.168.131.102 255.255.255.0